sábado, junio 04, 2005

elpais.es en abierto

En noviembre de 2002 la edición digital de El País se presentaba con un diseño mejorado, tanto en el aspecto visual como en la estructuración de sus contenidos, que le permitiera competir con el que por aquel entonces era el mejor diario español digital, El Mundo. Pero este cambio de aspecto también venía con otro en el modelo de negocio. Si bien la mayoría de los diarios digitales "tradicionales" se mantienen por un lado con los fondos que obtienen de la publicidad y por el otro con los de los suscriptores que tienen acceso a contenidos exclusivos, elpais.es apostó por una financiación exclusiva a través de los suscriptores ofreciendo a cambio un diario digital con una gran calidad. Muchos fueron los que dijeron que no pensaban pagar 80 euros anuales (50 semestrales) por algo que se podía obtener de forma gratuita en cientos de otras páginas entre las que están otros diarios digitales, metabuscadores y más recientemente blogs. Muchos fueron los que tacharon de error esta decisión y que la página iba a desaparecer de los bookmarks en poco tiempo.

Ayer, dos años y medio después, elpais.es anunciaba que volvía al formato de contenidos gratuitos combinados con otros exclusivos para suscriptores. En este tiempo, la edición digital del diario ha conseguido la friolera de 45.000 suscriptores, mientras que ElMundo.es ha alcanzado los seis millones de usuarios únicos el mes. Ahora los suscriptores obtienen acceso a las ediciones en papel (en PDF) de todo el territorio, a LeMonde.fr (que no creo que sea muy interesante para la mayoría), a los teletipos de la agencia EFE en tiempo real, así como a CNN+. Es de suponer que gran parte de los que pagaron por acceder a elpais.es no tengan demasiado interés en estos contenidos y que estén un poco mosqueados. Yo desde luego lo estaría.

Y lo peor (para los responsables del diario se entiende) es que han perdido una valiosísima presencia en internet que ahora les va a costar recuperar. Pasará algún tiempo hasta que los internautas vuelvan a tener elpais.es en sus favoritos y algún tiempo más hasta que se acostumbren a usarla como página de referencia informativa, tal y como ahora ocurre con elmundo.es. Está claro que la información es poder; o más bien, el control y distribución de la información es poder. Hasta ahora la izquierda representada por el PSOE no contaba con presencia clara en la red, como si ocurría con el PP, y ahora con esta perestroika informativa pretenden recuperar una posición que han perdido en favor del El Mundo y ABC, principalmente. Es posible que con el tiempo recuperen ese lugar al que hace dos años y medio renunciaron, pero por ahora sólo podemos afirmar que, pese a que la vistan de seda, la decisión fue un error y ahora les toca arreglarlo. Por otro lado, cuantas más fuentes de información tengamos los internautas más fácil tendremos saber que es lo que realmente pasa ahí afuera que, como todos saben, es la media de lo que nos cuentan.